La plataforma municipalista reprueba la celebración de una misa en la catedral de Valencia en recuerdo del dictador Francisco Franco  “en el ochenta aniversario del sangriento golpe de estado” del 18 de julio

València en Comú (VALC) “reprueba y condena” la celebración, en la catedral de Valencia, de una misa en sufragio del dictador Francisco Franco “justo cuando se cumplen ochenta años del sangriento golpe de Estado contra un régimen legítimo y democrático que motivó la Guerra Civil y cuarenta largos años de dictadura, opresión, asesinatos, torturas y latrocinio impune de quienes vivieron a la sombra de un déspota que fue la cara visible de un régimen dictatorial, asesino y ladrón”. Así, VALC exige “la prohibición de cualquier tipo de homenaje, recuerdo, ensalzamiento y/o defensa del régimen franquista y de sus valedores y cómplices”.

València en Comú considera que la misa en recuerdo del dictador Franco en la catedral de Valencia “no tiene nada de extraño cuando el titular de la archidiócesis es un personaje como el cardenal Cañizares, que siempre se ha distinguido por su feroz homofobia, una xenofobia rampante y un desprecio absoluto hacia las leyes que denomina de ‘ideología de género´, habiendo llegado incluso a hacer un llamamiento para desobedecerlas”.

En este sentido, se manifiesta desde VALC que la misa en sufragio de Franco “es un hito más en la deriva del cardenal Cañizares por el conservadurismo más rancio y la intolerancia más fanática en contra de la libertad y la dignidad de las personas”. València en Comú recuerda al respecto que “es impensable en Alemania cualquier acto de este tipo en honor de Adolfo Hitler, mientras que son visibles en las calles de nuestro país las huellas de la dictadura más sangrienta de Europa después de la II Guerra Mundial”.

La plataforma municipalista señala que “todavía se están desenterrando en las cunetas los restos de las miles y miles de víctimas de Franco y sus secuaces y, mientras tanto, hay calles con el nombre de prohombres de ese régimen nefasto y proliferan misas, homenajes, además de encendidas apologías, a una dictadura levantada sobre la sangre de cientos de miles de españoles y españolas víctimas de asesinatos, torturas y encarcelamiento por defender la libertad y la dignidad de las personas”.
Estas son las razones que esgrime València en Comú para exigir “la prohibición  de cualquier tipo de homenaje, recuerdo, ensalzamiento y/o defensa del régimen franquista y de sus valedores y cómplices”.

En este sentido, VALC se felicita por la decisión de la Diputación Provincial de Valencia de revocar el otorgamiento de distinciones a destacadas personalidades franquistas. A juicio de la plataforma municipalista, “ese el principio del camino que hay que seguir”.

Deja un comentario