Desde Guanyar Alcoi desmentimos las acusaciones del PSOE donde nos acusa de la utilización de recursos públicos con interés partidista. Consideramos que el PSOE quiere desviar la atención ante nuestra tarea de fiscalización y denuncia. Denunciamos también el ataque personal hacia Pablo González en un intento de impedirle trabajar para la plataforma y recortar su libertad de expresión. Desde Guanyar Alcoi se está estudiando la posibilidad de una demanda civil por las falsedades emitidas desde el PSOE.

En Guanyar Alcoi, tal como es público desde principio de la legislatura, se decidió en asamblea abierta repartir el sueldo del secretario que le corresponde a cada grupo municipal para poder contratar a otra persona desde la plataforma. Con este mecanismo el secretario del grupo hace una donación de la mitad de su sueldo con la que se contrata a otra persona.

Desde julio del 2016 esta otra persona contratada legalmente por parte del Grupo Municipal de Guanyar Alcoi es Pablo González, que de forma lógica acude regularmente al despacho del Grupo Municipal de Guanyar Alcoi al Ayuntamiento para encargarse de tareas que no necesitan ningún acceso a material público ni datos confidenciales.

Pablo González de Guanyar Alcoi

Pablo González trabaja con un ordenador particular y no tiene acceso libre a los ordenadores del grupo municipal y por lo tanto tampoco a la intranet ni a ningún dato protegido y reservada de carácter personal y familiar de todos los alcoyanos. Tampoco ningún funcionario le ha negado nunca el acceso a ningún expediente porque en ningún momento ha intentado recoger ningún expediente en nombre de Guanyar Alcoi. Ni siquiera nuestro secretario de grupo contratado por el Ayuntamiento puede acceder a los expedientes, puesto que sólo se les da acceso a nuestros regidores. Del uso que hacen los regidores de la información a los expedientes se responsabilizan los mismos regidores al igual que los del resto de formaciones.

Esta situación de la cual tienen tantas dudas desde el PSOE no es extraña para ellos. Desde hace más de dos años, que Guanyar Alcoi trabaja con esta fórmula, en el PSOE son conocedores de la misma y nunca habían planteado ningún problema ni impedimento. Es ahora, a raíz de la publicación de un artículo de opinión en el cual se cuestionaba la gestión ineficiente de los trabajadores de la casa por parte de Jordi Martínez cuando se ha reaccionado a la defensiva, no mirando de argumentar las críticas sino mirando de atacar personalmente al que también es coportavoz de la plataforma Guanyar Alcoi.

El gobierno del PSOE está molesto por nuestras denuncias y nuestra fiscalización. Como vemos, quieren esconder estos asuntos y poner una cortina de humo para desestabilizar a su principal oposición que está haciendo bien su trabajo fiscalizando y haciendo públicos las dudas que tiene sobre la gestión del Gobierno.

Consideramos ridículas las acusaciones falsas, basadas en la subjetividad y sin ningún tipo de prueba que hace el PSOE. No concebimos como una formación democrática tiene que recurrir a estas prácticas de coacción y acoso basadas en falsedades para intentar desprestigiar el trabajo a la oposición del que ellos denominan “su socio prioritario”. Nos avergonzamos de tener un partido al frente de nuestro gobierno que demuestra así su poco talante democrático a la hora de gestionar cualquier problema.

Deja un comentario