El Ayuntamiento de San Roque de Riomiera se muestra contrario al desarrollo industrial
eólico y solicita al Gobierno de Cantabria ser incluido como Área de Exclusión para la
instalación de polígonos eólicos
Tras la reunión vecinal celebrada el pasado sábado, en el pleno celebrado hoy lunes los concejales
de este municipio aprobaron una moción en contra del proyecto eólico Ribota, con el fin de
proteger la vida y actividad de sus vecinos, así como de la protección del paisaje tradicional pasiego y
su entorno natural.
La empresa Green Capital Power está interesada en construir un polígono eólico de 51 MW, formado
por 17 aerogeneradores de 3 MW (180m de altura), pistas y tendidos eléctricos en los términos
municipales de Villacarriedo, San Roque de Riomiera y Selaya. Este polígono se encontraría a
escasa distancia de viviendas y cabañas con actividad ganadera (distancias menores a 1 km).
Asimismo, se encuentra muy próximo del LIC Río Miera, LIC Montaña Oriental y LIC Montes de
Valnera declarados parte de la Red Natura 2000 según el decreto 72/2004 del 2 de abril.
El proyecto eólico Ribota no respeta la distancia apropiada para la colocación de molinos
alejados de núcleos urbanos o viviendas, estando situado en varios casos a distancias
inferiores a 1 km, implicando un riesgo importante para la seguridad e integridad de las
personas y un impacto acústico y paisajístico insoportable para vivir con dignidad,
acelerando la despoblación de nuestro municipio. El proyecto mencionado tiene un
impacto directo sobre los usos ganaderos, hábitat de fauna y paisaje en su explotación,
así como un impacto mayor a todo el valle generado por las actividades de construcción
y transporte de materiales, con una importante afección a sus acuíferos.
Los vecinos indican que estos proyectos no tienen como objetivo la soberanía energética de los
Valles Pasiegos, sino que son acciones especulativas con carácter extractivista y
destinadas a la exportación en detrimento de una eficiencia energética real, siendo
necesarias grandes redes de distribución de energía a los centros de consumo. Si se llevaran a
cabo tal y como están previstos, los usos ganaderos y de vida de nuestros valles acabaría por
desaparecer, sufriendo una vez más la peor parte de una transición industrial impuesta.
EMERGENCIA CLIMÁTICA: Nos encontramos ante una situación de emergencia climática por
la exponencial pérdida de biodiversidad, agotamiento de los combustibles fósiles, erosión de
suelos, escasez de agua… Hoy es más imprescindible que nunca luchar por una transición
ecológica que nos ayude a construir un mejor punto de partida para las futuras generaciones.
Esta transición no puede limitarse a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, sino
que tiene que abordar un profundo cambio en lo económico, en lo político y en lo relativo a la
manera de producir, consumir y desechar.

Los Valles Pasiegos tal y como los conocemos están actualmente amenazados por la instalación de
grandes parques eólicos y sus respectivas líneas de alta tensión, pistas de hormigón, centrales de
transformación, etc., que tendrían como consecuencia la industrialización de nuestro
preciado medio rural y por lo tanto la destrucción de nuestra biodiversidad y paisaje y su consecuente
despoblación (ya en estado de alarma).
Los vecinos consideran necesario que esta transición ecológica sea justa y que garantice un
modelo energético distribuido que priorice la producción local y el autoconsumo y las
comunidades locales renovables y que a su vez asegure la conservación de la biodiversidad en todo su ámbito y paisaje RIESGO DE DESPOBLACIÓN: San Roque de Riomiera es uno de los 56 municipios cántabros
perteneciente a las denominadas “zonas rurales en riesgo de despoblamiento”, con una
densidad de población inferior a 12,5 habitantes por kilómetro cuadrado; o una tasa de
envejecimiento superior al 30%. También es uno de los 20 municipios con menor tasa de
juventud y posee la 6ª tasa de masculinidad más alta de Cantabria, generalmente dato
indicativo de esta despoblación. Además, es el 4º municipio de Cantabria con renta per cápita
más baja. (datos tomados del ICANE)
Estos municipios afectados por despoblación padecen, además, una serie de problemas
comunes, como son el envejecimiento, el aislamiento geográfico, considerables dificultades de
integración territorial con otras regiones, falta de conexiones de transporte e internet, ausencia
de servicios sociales adecuados, y menores dotaciones de capital humano y oportunidades de
empleo, lo que determina su mayor declive económico.
El fenómeno de la despoblación del municipio genera consecuencias de importante calado.
Afecta a la actividad económica por la reducción de los servicios públicos y la pérdida del
capital humano necesario para generar tal actividad. Supone además el abandono de nuestro
ingente patrimonio y un riesgo evidente para el mantenimiento de entorno natural y
conservación de nuestro paisaje característico. Por último, la pérdida de población joven en
estos territorios supone una autentica desventaja para los municipios más pequeños en lo
relativo al mantenimiento de los servicios públicos esenciales.
PLAN DE RECUPERACIÓN, TRANSFORMACIÓN Y RESILIENCIA: Unos vecinos de Merilla,
conocedores de la expresión de interés relativa a Comunidades Energéticas impulsada por el
Ministerio de Transición Ecológica, se pusieron a trabajar para proponer alternativas de
carácter local para su municipio. Proponen un modelo energético para San Roque de Riomiera
que garantice la conservación de la biodiversidad en todo su ámbito y su paisaje, que son un
recurso de vital importancia para sus habitantes, así como alternativas para atraer a
potenciales nuevos pobladores, y la base para dinamizar el territorio, desarrollar su tejido social
y regenerar su autonomía material.
Esta propuesta se basa en aproximar la generación de energía a los centros de consumo y en
la gestión de la demanda, ahorrando inversiones, costes y abaratando el precio de la energía
para la población. El objetivo de esta iniciativa es crear una comunidad vecinal de energía en la
que todos sus habitantes puedan contribuir a la producción y el consumo de ella, creando
energía sus nuestros propios recursos y autogestionada por la comunidad.

Según estos vecinos esta propuesta ayudaría a fomentar una agricultura y ganadería
ecológica, sostenible, extensiva y no dependiente de inputs externos de fertilizantes y
herbicidas, recuperando los usos tradicionales, mucho más eficientes, productivos y
sostenibles en nuestro suelo y nuestro clima que la agricultura y ganadería industrial.
PROPUESTA CERO: La propuesta innovadora de estos vecinos se basa en un sistema de
generación de energía que ayude a llegar no sólo a una comunidad de energía neta CERO
sino también a un nivel de RESIDUO CERO.
Para ello proponen la combinación de varios sistemas de producción de energía renovable,
tanto colectivos como individuales, y la optimización de la eficiencia energética en la
rehabilitación de las cabañas pasiegas.
Uso de biomasa residual: La producción será a pequeña escala, exclusivamente de
autoconsumo y sin grandes infraestructuras de producción que afecten al paisaje. Los residuos
serán recolectados en su totalidad en la propia comunidad de vecinos, proviniendo
mayoritariamente del sector primario (ganadería) pero también de residuos forestales y
pequeñas empresas establecidas en la zona. La recogida de residuos y el tratamiento local
generaría además empleo local estable.
Se trata de un modelo energético distribuido, en el que la generación ocurre cerca del punto de
suministro, con menos pérdidas por distribución y pudiendo adaptar la oferta a la demanda.
Mejora de eficiencia energética y autoconsumo en la rehabilitación de cabañas pasiegas:
Para ayudar a este sistema colectivo de producción energía a través de biomasa residual se
necesitaría asegurar que el consumo de las viviendas de nuestro municipio se reduzca lo
máximo posible. Para ello plantean al MITECO un sistema de ayudas a la renovación
sostenible que propongan sistemas de generación de energía local, tales como fotovoltaica,
aerotermia o calderas de biomasa, producto que podría ser suministrado localmente. Con ello
pretenden asimismo desarrollar una guía de buenas prácticas con reglamento específico
asociado a la eficiencia energética en consonancia con la conservación del patrimonio
arquitectónico de las cabañas pasiegas, así como concienciar a vecinos y nuevos residentes
de la importancia de la conservación del paisaje y la biodiversidad de los Valles Pasiegos..
Desarrollo de un sistema de transporte-comunicación eléctrico a demanda: En la iniciativa
presentada al Ministerio de Transición Ecológica se plantea asimismo la posibilidad de agrupar
los actuales transportes escolares, de personas con movilidad reducida y privados a través de
un sistema de transporte público bajo demanda con la estación de ferrocarril de Liérganes y las
localidades con mayor intermovilidad con el municipio: Solares-Santander, Selaya-Torrelavega
y el desarrollo de un sistema de comunicación interno para compartir coche en
desplazamientos.

Deja un comentario