«Nunca sabremos qué habría pasado en los ayuntamientos y qué derechos se habrían rescatado si el PP no hubiera ido dopado a las elecciones. Bonig debería aplicar su misma coherencia y asumir responsabilidades políticas»

La sentencia del juzgado central de lo penal de la Audiencia Nacional afirma que uno de los actos electorales con los que Isabel Bonig obtuvo la alcaldía de La Vall d’Uixó en 2007 fue financiado con dinero negro por empresarios que  obtenían a cambio obra pública del ayuntamiento que lideró Isabel Bonig a raíz de esas elecciones.

«Es imposible hablar de regeneración cuando se ha formado parte del gobierno de Camps y se han ganado elecciones con dinero negro» afirma Antonio Estañ, Secretario General de Podem y Síndic del Grupo Parlamentario. «Si “el que la hace la paga” y, según la sentencia de la Gürtel, en la Vall D’Uixò se hizo, entendemos que Isabel Bonig tendría que asumir responsabilidades políticas»

El PPCV se financió ilegalmente, como confesó Ricardo Costa, los empresarios imputados y ha certificado la Audiencia Nacional. No basta con pedir perdón; si el PPCV quiere renegerarse, los actores principales de aquella tenebrosa etapa deberían asumir responsabilidades políticas y apartarse.

«No se trata de casos aislados sino de una forma de gobierno. Es fundamental mantener al PP alejado de las instituciones para poder recuperar el dinero que robaron y para no ponerlo en manos de aquellos que mercadean con los derechos de la gente.» añade el síndico de Podem, Antonio Estañ.

Deja un comentario