El exilio económico como efecto de la crisis

Uno de los efectos de la crisis fue el exilio económico, es decir la gente que por falta de oportunidades aquí se vio obligada a irse a otro territorio sin billete de regreso. Todos conocemos a alguien que para intentar construir un proyecto de vida digna ha tenido que alejarse de su tierra en contra de su voluntad.

Según el instituto nacional de estadística el número de españoles residentes en el extranjero ha aumentado un 56,5% desde el 2009. Según los últimos datos de PERE (Padrón de Españoles Residentes al Extranjero) son más de 2.400.000 personas las que residen fuera del Estado.

En Alcoi

En Alcoi la población no ha parado de bajar durante los últimos 9 años. Según los últimos datos hay 1.116 personas alcoyanas registradas en el extranjero que tienen como municipio de referencia Alcoi.

Pero los alcoyanos y alcoyanas que se han ido de Alcoi no sólo lo han hecho al extranjero sino que muchos también lo habrán hecho a otros territorios del estado español.

En las cifras oficiales no estarán todos los que son ni serán todos los que están. Es decir, no todos los residentes en el extranjero y en otros territorios tienen que querer volver necesariamente, ni tampoco todos serán exiliados económicos pero al mismo tiempo tampoco toda la gente que se va buscando un proyecto de vida digno se inscribe a los registros de forma inmediata.

Con todo esto, los exiliados económicos que han dejado Alcoi buscando un proyecto de vida digno en otros territorios y quieran devolver pueden ser muy numerosos.

La necesaria implicación de las administraciones

Desde Guanyar Alcoi “consideramos que todas las administraciones y escaleras de gobierno tienen que implicarse al facilitar el regreso a aquellos que quieran volver a su tierra“, tal como expresa la portavoz de Guanyar Estefania Blanes. La misma Constitución Española, en el artículo 42 dice que el Estado velará especialmente por la salvaguarda de los derechos económicos y sociales de los trabajadores españoles en el extranjero y orientará su política a procurar el regreso.

Estas políticas tienen que darse en diferentes ámbitos y escaleras. Para acabar con el exilio económico se tiene que realizar una gran transformación del modelo productivo porque el actual implica claramente precariedad, estacionalidad y altas tasas de paro, especialmente juvenil. Pero además de este cambio se pueden llevar a cabo otras políticas más específicas e inmediatas que puedan realizarse desde el ámbito local.

Medidas para facilitar el regreso de los exiliados

Por todo esto y habiendo observado que este tipo de medidas ya se están aplicando en otros municipios como por ejemplo Valladolid, Estefania Blanes explica que “presentaremos una moción para que se apliquen varias medidas que puedan facilitar las oportunidades de regreso en Alcoi minimizando el coste económico personal que esto supone. Las medidas pueden estar encaminadas en varias líneas de tipo económico, de coordinación entre las instituciones, empresas y exiliados y de participación con la ciudadanía

Las medidas de tipo económico incluirían ayudas a empresas que contratan a personas que vuelven al territorio. También se podrían incluir ayudas a personas que vuelven y quieran iniciar proyectos que aporten un valor añadido al tejido empresarial y al desarrollo económico y social del municipio. Condicionadas a estas se pueden dar también ayudas a quienes vuelvan para minimizar los gastos del viaje, alojamiento provisional y perfeccionamiento de la lengua de sus familiares si fuera necesario.

Otros tipos de medidas podrían ser elaborar un censo voluntario de alcoyanos y alcoyanas residentes en el extranjero y en otros territorios del estado que tengan la voluntad de volver. Este censo podría servir para crear un espacio de coordinación entre el Ayuntamiento, el tejido empresarial y los exiliados económicos para poder maximizar las oportunidades de regreso. Del mismo modo se podría establecer una oficina para el asesoramiento y ayuda de quienes han vuelto y sus familias.

Propondremos también que se inicie un proceso de consulta a la ciudadanía, agentes sociales y personal técnico municipal para determinar la cuantía apropiada de estas ayudas y los formatos de asignación más adecuados.

Dinamización de la economía local

Estas medidas no sólo ayudarían a hacer que volvieran a Alcoi vecinos y vecinas que se tuvieron que ir por falta de oportunidades sino que beneficiaría a todo el municipio. Los que vuelven alquilarán viviendas, comprarán en el comercio local y en general le darán vida a nuestro municipio. El regreso de gente que ha crecido en nuestras calles y que se ha educado en nuestros centros educativos puede hacer que devuelvan también su experiencia y conocimiento a nuestra sociedad. Alejarse de la familia y amigos tiene que ser una opción pero no una imposición, cosa que todavía pasa con demasiada frecuencia“, concluye Blanes.

Deja un comentario